Cómo limpiar azulejos y paredes pintadas

Ahora que se acercan las Navidades y nos reunimos con nuestros familiares en el hogar, solemos realizar una limpieza general de la casa a la espera de recibir visitas. Una de las zonas de la casa que más utilizamos normalmente, y en fechas señaladas como la Navidad, todavía más, es la cocina. Por eso, hoy en Senesant 2000 vamos a ofrecer consejos sobre cómo limpiar los azulejos y también las paredes pintadas de nuestras casas.

Lo más recomendable para empezar a limpiar los azulejos es coger un balde o barreño que tengamos por casa y llenarlo de agua tibia en la cuál añadiremos también un chorro de vinagre, tanto el que utilicemos para cocinar como productos de limpieza específicos con vinagre, que nos ayudará a limpiar en profundidad y darle un brillo más especial a nuestros azulejos. Empapamos el paño o balleta que vayamos a usar para limpiarlo y lo pasamos por toda la superficie. Eliminaremos toda la suciedad y cualquier resto de polvo o marca desaparecerá.

Para superficies pintadas tenemos que diferenciar entre papel pintado no lavable, el cuál hay que limpiar con productos especiales para este tipo de superficies, y papel lavable, cuya limpieza es similar a la de los azulejos pudiendo añadir además un poco de jabón para conseguir una mayor limpieza. Si la pared está pintada con algún tipo de pintura plástica o al agua, primero hay que quitar el polvo con un aspirador y después con un paño o esponja humedecida en agua con jabón, limpiar la superficie.

Si lo que tenemos es una pared con vinilo la limpieza es muy fácil puesto que simplemente tendremos que utilizar un paño húmedo para que quede totalmente limpia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*
*
Sitio web

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.